Breaking News
recent

CHAT KPOP

CONOCE PORQUE LOS APELLIDOS PARK, LEE Y KIM SON LOS MAS CONOCIDOS EN COREA


Un dicho surcoreano afirma que una piedra lanzada desde la cima de la Montaña Namsan, en el centro de la capital Seúl, está destinada a golpear a alguien con el apellido Kim o Lee. Uno de cada cinco surcoreanos es un Kim -en una población de alrededor de 50 millones. Y desde la presidenta actual, Park Geun-hye, el rapero PSY (cuyo nombre es Park Jae-sang), casi un diez por ciento de la población tienen el apellido Park. En conjunto, estos tres apellidos representan casi a la mitad de toda la población en Corea del Sur en la actualidad. La vecina China tiene alrededor de 100 apellidos de uso común, mientras que en Japón pueden haber tantos como 280 000 apellidos diferentes. ¿Por qué hay tan poca diversidad en los apellidos coreanos?


La larga tradición feudal de Corea ofrece parte de la respuesta. Al igual que en muchas otras partes del mundo, los apellidos eran algo muy poco común hasta el final de la dinastía Choson (1392-1910). Eran vistos como un privilegio reservado a la realeza y a unos cuantos aristócratas (conocidos como yangban) solamente. Los esclavos y personas marginadas, tales como los carniceros, las chamanes y prostitutas, pero también los artesanos, mercaderes y monjes no tenían el lujo de poseer un apellido. Sin embargo, cuando la aristocracia local creció en importancia, Wang Geon, el rey fundador de la dinastía Koryo (918-1392), trató de aplacarlos otorgándoles apellidos como una manera de diferenciar a las personas de confianza y funcionarios del gobierno. El gwageo, el examen para convertirse en funcionario de gobierno que se convirtió en un medio para lograr el ascenso social y el favor del rey, requería que todos aquellos que lo tomaran registraran un apellido.


Por lo tanto, las familias de la élite adoptaron unos. También se volvió común que los mercaderes exitosos tomaran un apellido. Podían comprar una genealogía de élite físicamente al comprar un libro genealógico (jokbo) -quizás de algún aristócrata en bancarrota- y usar el apellido de éste. Para finales del siglo XVIII, la falsificación de dichos registros genealógicos era generalizada. Muchas familias manipulaban de manera fraudulenta los suyos: por ejemplo, cuando un linaje llegaba a su fin, alguien que no fuera un pariente consanguíneo podía ser inscrito en el registro, a cambio de realizar un pago. Tal persona, a cambio adquiría un apellido noble.

Debido a que apellidos tales como Lee y Kim estaban entre los que usaba la realeza de la antigua Corea, eran los preferidos por las élites provinciales, y luego también por la plebe cuando buscaban quedarse con algún apellido. Este pequeño grupo de apellidos eran originarios de China, y fueron adoptados por la corte coreana y sus nobles en el siglo VII emulando el sonido de los que parecían ser apellidos de la nobleza china (la mayoría de apellidos coreanos están formados por un sólo carácter chino). Así que para distinguir el linaje de una persona y otra que tuvieran el mismo apellido, a menudo se solía señalar el lugar de origen de un clan (bongwan) en particular.

Los Kim tienen alrededor de 300 diferentes orígenes regionales, tales como los Kim de Kyongju, o los Kim de Kimhae (aunque a menudo el origen local no se especifica, excepto en documentos oficiales). La limitada variedad de apellidos hacía que las personas no pudieran estar seguras de quién poseía vínculos consanguíneos con quién, así que a finales del periodo Choson el rey instauró una prohibición de matrimonios entre personas que tuvieran el mismo apellido y el mismo bongwan (una restricción que sería derogada apenas en 1997).

En 1894, la abolición del sistema de castas en Corea permitió que la gente común también pudiera adoptar un apellido: aquellos de los eslabones sociales más bajos a menudo adoptaban el de su maestro o antiguo amo, o simplemente escogían uno de uso común. En 1909 se aprobó una nueva ley referente al registro en un censo, requiriendo que todos los coreanos tuvieran un apellido.

En la actualidad, el origen de los clanes, algo que alguna vez fue visto como una importante marca en el estatus e historia de las personas, ya no posee la misma relevancia para los coreanos. Aún así el número de clanes Park, Kim y Lee está en realidad aumentando: más personas extranjeras, sobre todo chinos, vietnamitas y filipinos están adquiriendo la ciudadanía coreana, y de acuerdo a los registros del gobierno, a la hora de la escogencia de un apellido local Kim, Lee, Park y Choison los preferidos. Por ejemplo ahora están registrados un clan Kim de Mongolia, o un clan Park de Tailandia. Todo apunta a que la popularidad de dichos apellidos seguirá en aumento.







Fuente: Doramastv
generacion kpop

generacion kpop

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada

Con la tecnología de Blogger.